America’s Got Talent: una broma pesada sorprende a Simon Cowell

Duo Rag Doll juega una broma pesada a Simon Cowell. / NBC
Duo Rag Doll juega una broma pesada a Simon Cowell. / NBC
Una de las excompañeras del productor da una excéntrica audición encubierta. Las gemelas Bella dan un impresionante inicio a la tercera semana de audiciones de AGT.
America’s Got Talent: una broma pesada sorprende a Simon Cowell

Un excéntrico acto dejó boquiabierto a los jueces. Monique y Stefani, dos supuestas influencers disfrazadas de muñecas de trapo dieron una presentación que resultó cancelada después de que el jurado presionara sus botones con el abucheo del público detrás. Con la audición desmontada, las dos mujeres que bailaron al ritmo de Britney Spears comenzaron a pelear. Una cosa llevó a la otra y terminaron volando por los aires tras empujar al guardia de seguridad del escenario.

Resultó que las participantes en realidad eran Nikki y Brie Bella, las gemelas luchadoras de la WWE que decidieron “audicionar” para jugarle una broma pesada a Simon Cowell, con quien Nikki compartió el panel del jurado en el spin-off de actos extremos de America’s Got Talent (AGT) que culminó recién.

Con este inédito acto como entrada, se dio inicio el tercer episodio de audiciones de la temporada 17 de AGT, con el productor británico Simon Cowell, la actriz colombiana Sofía Vegara, la supermodelo alemana Heidi Klum y el cómico canadiense Howie Mandel (que se ausentó por enfermedad en un par de audiciones) de vuelta para juzgar el talento en el “escenario más grande del mundo”.

Acrobacias, música, comedia, peligro y un pase de oro. A continuación, te presentamos un repaso de lo más relevante que aconteció en el episodio de esta semana de America’s Got Talent:

Los hermanos Brown

Un par de hermanos veteranos autistas que se comunican a través de la música se ganaron el corazón del público. Con Nate en el piano y Gabriel llevando la voz cantante, ambos pusieron a los jueces a escoger dos tarjetas: una canción y un personaje para interpretarla. Resultó ser un acto emotivo y cómico al mismo tiempo, que no pasó desapercibido dadas las personificaciones “perfectas” y el canto.

La imitación más memorable del dueto fue el clon de Simon, al versionar Someone You Loved de Lewis Capaldi. Sofía escogió Tiny Dancer de Elton John con la voz de la Rana René, Heidi eligió Photograph de Nickelback para ser interpretada como el Pato Donald y Howie puso el listón más alto seleccionando a Bob Esponja para cantar Drops of Jupiter de Train.

El dueto fue elogiado por el público y el jurado por igual, recibiendo cuatro síes y avanzando a la siguiente ronda.

Blade 2 Blade

Otro acto de hermanos, Tyrone y Michael Laner se lanzaron cuchillos mutuamente, justo apenas que acaba la primera edición extrema de la competencia. Ambos fueron elevando el nivel de riesgo hasta introducir a su asistente, quien también vio las hojas filosas cerca de su rostro en más de una ocasión. Después de lanzar hachas con los ojos vendado y de que su hermano contraatacara volteado de cabeza, ambos recibieron cuatro síes y avanzaron.

Jack Williams

El ventrílocuo de Indianápolis ha brillado por partida doble. Inspirado con los tres históricos ganadores que practican el arte, el cual también ejerce Sofía, viene en compañía de su amigo Foster para deslumbrar al público. Con un estilo cómico, Jack protagonizó un rifirrafe con su muñeco que sacó varias risas gracias a su personalidad.

Tras jugar con varios efectos sonoros, el momento de mayor asombro se dio cuando Jack, fastidiado de la actitud del conejo, decidió arrebatarle su voz y lanzarla lejos del escenario. Tras un espectacular retorno del sonido y un intercambio de voces, Jack y Foster recibieron cuatro síes después de que los jueces aseguraran que es uno “de los mejores actos de este tipo” que han tenido.

Oleksandr Yenivatov

La imagen de una enfermera ensangrentada y de un Terry Crews trasladando un cadáver en una camilla terminó de envolver el ambiente tétrico en el escenario. El cuerpo resultó ser el siguiente acto de la noche, un ucraniano y su esposa francófona que contaron una historia de amor “a lo Frankenstein”. En medio del contorsionismo de Oleksandr, a Simon le dio grima y presionó el botón, hasta que retiró su equis después de ser convencido por el público.

Sara James

La noche incluyó consigo a una de las cantantes más jóvenes de la competencia, a Sara, una adolescente polaca que cruzó el Atlántico para hacer la América. Impresionó al jurado con su voz madura, grave y al mismo tiempo poderosa, interpretando Lovely de Billie Eilish, una presentación que le valió el pase de oro de Simon Cowell, con quien conectó tras haber dado a conocer su sueños de triunfar en EE UU.

urbancrew

Aunque muchos actos de acrobacias ha habido en AGT, ninguno como este grupo de bailarines filipinos. Dejaron boquiabiertos a todos los presentes con sus impresionantes saltos de altura, movimientos sincronizados y carisma.

NFL Players Choir

Una docena de exjugadores de los más poderosos equipos de la Liga Nacional de Fútbol Americano (NFL) dejaron de lado su rivalidad, uniéndose todos en un coro de música soul tras haber sido descubiertos por nada más y nada menos que Patti LaBelle en persona, en un Super Bowl. Ahora persiguen su segundo sueño, ser un grupo que se presente en los más grandes escenarios. Simon hizo que cantaran de nuevo el coro de Lean on Me, de Bill Withers, esta vez sin pista de fondo. La versión a cappella conquistó a los jueces. Pasaron a la siguiente ronda.

Hayden Kristal, Max Ostler y Harper

La noche fue completada por Hayden Kristal, una comediante que nació con discapacidad auditva. Utiliza su talento y carisma para encantar al público, hacer reír a todos con sus anécdotas y concientizar acerca de la discriminación. Max es un bailarín australiano de 18 años que viajó solo a Los Ángeles y presentó una conmovedora coreografía. La adición de la noche fue Harper, una metalera británica de tan solo nueve años. @mundiario

America’s Got Talent: una broma pesada sorprende a Simon Cowell
Comentarios