Etapas y variantes del Camino de Santiago

Peregrinos en el Camino de Santiago en El Bierzo. / Xurxo Lobato
Peregrinos en el Camino de Santiago en El Bierzo. / Xurxo Lobato
Son muchos los peregrinos que cada año hacen el Camino de Santiago, ya sea por creencias o por la aventura. Esta ruta tiene múltiples variantes, por lo que conviene saber elegir.
Etapas y variantes del Camino de Santiago

Al año, cientos de peregrinos llegan a Santiago de Compostela haciendo el famoso Camino de Santiago. Los que no conozcan la historia se preguntarán: ¿Por qué se hace este peregrinaje? ¿Qué importancia tiene? Pues la tradición de peregrinar a Santiago data de la Edad Media, momento en el que se descubre la tumba del Apóstol Santiago el Mayor en la ciudad gallega. A partir de ese momento, gente de todas las partes del país y del extranjero realiza distintos recorridos, tras los cuales reciben La Compostela, una acreditación que en la Edad Media se entregaba a los peregrinos como salvoconducto.

Caminos

Camino Francés (37 etapas)

Esta ruta es la que llega hasta la capital desde Saint Jean Pied de Port, localidad francesa. Hay quien considera también Roncesvalles como el punto de partida. Es el más seguido por los peregrinos, ya que es el que tiene más relevancia histórica. En él confluyen la mayoría de las rutas europeas.

Roncesvalles, Camino de Santiago./ Mundiario

Camino Primitivo (13 etapas)

El comienzo de esta ruta está en Oviedo, Asturias. Este también tiene importancia histórica, ya que es el primer Camino conocido, el cual tomó Alfonso II el Casto en el Siglo IX. Tiene relevancia también por sus paisajes y cuenta con una gran “ventaja”: la poca afluencia de peregrinos.

Camino del Norte (35 etapas)

Los peregrinos comienzan su andanza en Irún, provincia de Gipúzcoa en el País Vasco. En el pasado gozaba de más popularidad, ya que era la elegida por la mayoría de los Reyes Europeos. Estéticamente aporta mucho, ya que transcurre tanto por bellos lugares turísticos como por zonas urbanas.

Vía de la Plata (26 etapas)

Este se considera como el Camino más importante que llega desde el sur de España. Tiene su punto de origen en Sevilla. Los peregrinos recorren las calzadas romanas que aún se conservan desde el medievo. En esta ruta, existe mucha distancia entre una población y la siguiente. Llega a su fin en Astorga, donde normalmente los peregrinos enlazan con el Camino Sanabrés. Algunos lo hacen con el Francés.

Camino Sanabrés (13 etapas)

El comienzo está situado en Granja de la Moreruela, municipio de Zamora. Previamente, a este lugar se le conocía como Santiago de Moreruela, por lo que se deduce su vínculo con el Camino de Santiago. Una vez en Galicia, se puede continuar hasta Santiago por dos vías: A Guidiña y Laza o Verín.

Camino Vasco (8 etapas)

Al igual que el Camino del Norte, el Camino Vasco comienza en Irún. Se une con el Camino Francés en Santo Domingo de la Calzada (La Rioja), aunque algunos prefieren unirse en Burgos. En la época romana, esta ruta fue muy importante a la hora de unir la costa con el centro de la península. Tiene otros sinónimos como Camino del Interior, Bayona o El túnel de San Adrián. Este último se debe a que cruza la Sierra de Aizkorri por este peculiar túnel.

Camino Portugués (6 etapas)

El inicio de esta ruta se sitúa en Tui, ya en la provincia de Pontevedra. Después del Camino Francés, este es el más demandado por los peregrinos. Tomó relevancia sobre todo a partir del siglo XII, tras la independencia de Portugal.

Camino Portugués de la Costa. / Xunta

Camino Catalán por San Juan de la Peña (14 etapas)

Este Camino va desde Montserrat hasta Santa Cilia de Jaca, donde se une con el Camino Aragonés. El atractivo de esta ruta se encuentra en los paisajes y la cultura, ya que se puede ver por ejemplo la Catedral de Huesca, el castillo de Monzón o los dos monasterios de San Juan de la Peña. Hoy en día, pocos caminantes realizan esta ruta.

Camino Baztanés (6 etapas)

Desde Bayona hasta Pamplona, esta ruta enlaza con el Camino Francés. Es un camino recomendado para personas en buena forma física, ya que no todas las sendas están asfaltadas y puede costar seguirlas. Cada vez es más alto el número de peregrinos que eligen esta ruta, aunque aún está lejos de ser de los más transitados.

Camino Inglés (7 etapas)

Este Camino une Ferrol y A Coruña con la capital gallega. Nació gracias a la ruta que seguían peregrinos ingleses, irlandeses y del norte de Europa al llegar a la costa española, que se dirigían a Santiago ya fuera a pie o a caballo.

Camino de San Salvador (5 etapas)

Comienza en León y sigue su curso hasta Oviedo. Como muchas otras, esta ruta cuenta con unos espléndidos paisajes, como el del valle de la Tercia. Es un camino muy montañoso, por lo que al igual que el Camino Primitivo, se recomienda que lo realicen personas acostumbradas a realizar ejercicio físico. Se une con este último al final del trayecto.

Epílogo de Fisterra (5 etapas)

Esta ruta se puede realizar a la inversa, es decir, desde Santiago hasta Fisterra o viceversa. Este curioso Camino no es una invención reciente, sino que hay múltiples historias que vinculan al Apóstol Santiago con el que se conocía como el “último bastión del mundo”. Aún hoy, los mitos y creencias se mantienen por muchos, por lo que la peregrinación a este lugar se convirtió en una continuación del Camino principal para los supersticiosos, aunque también para los más escépticos.

Un peregrino coreano en Fisterra, en la costa da Morte. / Xurxo Lobato

Etapas y variantes del Camino de Santiago
Comentarios