Buscar

Sagasti renueva la cúpula policial de Perú tras las masivas protestas ciudadanas

El presidente peruano destituye a 18 generales a una semana de conocerse la muerte de dos jóvenes y decenas de heridos que dejó las masivas marchas en Lima. 
Sagasti renueva la cúpula policial de Perú tras las masivas protestas ciudadanas
El presidente Francisco Sagasti. /Presidencia.
El presidente Francisco Sagasti. /Presidencia.

El presidente peruano, Francisco Sagasti, anunció como una primera medida de su Administración la destitución de 18 generales de la Policía Nacional. La decisión del jefe del Ejecutivo se concreta una semana después de la brutal represión de las fuerzas del orden durante las masivas protestas ciudadanas en Lima que dejaron como saldo la muerte de dos estudiantes y 63 hospitalizados. 

"En mi calidad de Presidente de la República, y Jefe Supremo de las Fuerzas Armadas y de la Policía Nacional del Perú, y en uso de las atribuciones constitucionales conferidas en el artículo 167 de la Constitución Política, he adoptado la decisión de designar como nuevo Comandante General de la Policía Nacional del Perú al general Cesar Augusto Cervantes Cárdenas", dijo Sagasti. 

Con la designación de Cervantes, agregado policial de Perú en Madrid, la cúpula policial —liderada por el comandante general, Orlando Velasco, y el subcomandante general Jorge Lam, quien condujo las operaciones de represión contra las manifestaciones ciudadanas —, pasará al retiro. En los últimos días, familiares de Inti Sotelo y Bryan Pintado, jóvenes fallecidos en las protestas, denunciaron intimidación y vigilancia por parte de policías.

El Ministerio Público y organismos internacionales de derechos humanos, como las Naciones Unidas, recaban la mayor cantidad de pruebas para esclarecer la magnitud de la represión policial que se desató sin precedentes alguno. Por ahora, la fiscal general solo anunció una investigación contra el expresidente Manuel Merino, el ex primer ministro Antero Flores Aráoz, y el ex ministro de Interior, Gastón Rodríguez, quienes son acusados por homicidio doloso y abuso de autoridad. 

El presidente Sagasti también anunció en su mensaje la conformación de un comisión —encabezada por el ministro del Interior, Rubén Vargas, e instituciones de la sociedad civil— que recomiende acciones para modernizar y fortalecer a la Policía Nacional con el fin de defender los derechos ciudadanos, el orden interno y la seguridad ciudadana. 

“De cara a conectar a la policía con la ciudadanía he dispuesto que se fortalezca el sistema de protección de las familias de las víctimas y los brigadistas que dieron apoyo en las movilizaciones ciudadanas, esto se hará en coordinación con las organizaciones de derechos humanos; queremos dar tranquilidad a los familiares”, mencionó Sagasti.

Los anuncios de Sagasti se materializan después de las últimas denuncias contra la Policía Nacional. El dominical Cuarto Poder reveló que una joven, identificada como Adriana Espíritu, sufrió violencia sexual por parte de un efectivo del orden en una comisaria, donde la desnudaron y la hicieron pisar un baño con excrementos de ratas. A Espíritu se suma el caso de Luis Fernando Araujo, quien estuvo detenido desaparecido en un lugar no identificado por 3 días a pan y agua por policías.

Ayer, además, la prensa peruana informó que un menor de 13 años, que acompañaba a su pariente a un cajero automático falleció en circunstancias extrañas durante una operación policial en el distrito limeño de San Miguel. Las autoridades, a cargo de la intervención, no han brindado detalles porque ahora están siendo sometidos a una investigación fiscal. @mundiario