Joe Biden ganó las elecciones en EE UU: ¿Qué sigue ahora?

Joe Biden y Kamala Harris. Twitter @JoeBiden.
Joe Biden y Kamala Harris. / Twitter @JoeBiden.

¿Cómo funciona el Colegio Electoral? ¿Cuándo llegará el nuevo presidente a la Casa Blanca? ¿Qué pasa si Donald Trump no acepta su derrota? ¿El desafío legal iniciado por el republicano realmente podría llegar a la Corte Suprema? Repasamos algunas claves para entender el proceso a seguir en EE UU tras conocerse los resultados de las elecciones.

Joe Biden ganó las elecciones en EE UU: ¿Qué sigue ahora?

Joe Biden es el presidente electo de Estados Unidos. El demócrata ha superado este sábado, tras un agónico escrutinio de varios días, la barrera de los 270 electores necesarios para llegar a la Casa Blanca, pero todavía queda un largo camino por recorrer, especialmente ahora que el republicano Donald Trump insiste en trasladar la lucha a los tribunales alegando 'fraude electoral'.

Repasamos algunas claves para entender el proceso a seguir en EE UU tras conocerse los resultados de las elecciones:

¿Cómo funciona el Colegio Electoral?

En Estados Unidos las elecciones son indirectas, lo que significa que las 160 millones de personas que han votado en las elecciones de este 3 de noviembre, en realidad no han elegido entre Joe Biden o Donald Trump, aunque estos han encabezado las boletas: han elegido a los 538 integrantes del Colegio Electoral, los verdaderos responsables de escoger al presidente de la nación.  

Una vez confirmado el candidato ganador en los distintos estados del país, queda conformado el Colegio Electoral, con electores designados por partido en los 50 estados y en Washington DC... pero lo cierto es que, contrario a lo que muchos piensan, los designados jamás llegan a reunirse en un mismo sitio para las votaciones.

La Constitución establece que las diferentes delegaciones de electores deben reunirse el primer lunes después del segundo miércoles de diciembre (este año será el 14), en las capitales de sus respectivos estados para ratificar sus votos.

En la práctica, esta reunión suele ser interpretada como un mero ‘formalismo’ para confirmar al presidente y después al vicepresidente (en papeletas separadas), pero este año el evento podría tener una mayor relevancia, debido a las denuncias de fraude impulsadas, sin fundamento, por Donald Trump.

Una vez que se cuentan los votos de los delegados, se elabora un acta firmada por cada uno de los electores, que posteriormente es enviada al Congreso.

¿Y si hay un empate? La Cámara de Representantes (de mayoría demócrata) tendrá que elegir al presidente entre los dos candidatos más votados.

El 6 de enero de 2021 el Congreso certificará el resultado de la elección y el proceso de sucesión presidencial debe concluir, inevitablemente, el 20 de enero de 2021.  


Quizás también te interese:

¿Qué pasa si Biden y Trump empatan en cantidad de votos electorales en EE UU?


 

¿Qué pasa si Donald Trump no acepta su derrota?

El republicano ha insistido en que las elecciones "están lejos de haber terminado", ya que planea trasladar la disputa por los resultados a los tribunales. Pero ¿es obligatorio que lo haga? La respuesta es simple: no.

En EE UU existe la antigua (y respetada) tradición de que el candidato perdedor ‘debe’ llamar al candidato ganador para aceptar su derrota y felicitar a su rival, pero eso no significa que este acto sea obligatorio.

La cuestión es sencilla: una vez que los resultados de las elecciones sean procesados y certificados legalmente, comenzará transición presidencial… independientemente de lo que Trump haga o diga.

Lo que sí es un hecho es que, aunque el republicano niegue los resultados o incluso decida no asistir a la investidura de su rival, debe cumplir con algunas obligaciones legales: por ejemplo, dar luz verde para que su equipo organice la logística para la llegada al poder del nuevo presidente, según detalla BBC Mundo.  

Según funcionarios de la administración de Trump, el actual inquilino de la Casa Blanca ya se ha encargado de resolver este punto.

 

¿El desafío legal iniciado por Trump realmente tiene oportunidad de llegar a la Corte Suprema?

Para empezar, debemos tener en cuenta que cualquiera de los dos candidatos tiene derecho a impugnar los resultados de algunos estados para solicitar un recuento que -en la mayoría de los casos- solo se concede cuando la diferencia es mínima, como ya ha ocurrido en Georgia este año.

Sin embargo, las reglas -que varían en cada estado de la nación- establecen que las campañas de los candidatos deben presentar solicitudes que realmente demuestren problemas administrativos en el proceso para poder prosperar.

De acuerdo al Electoral Count Act, cada tribunal local es el encargado de emitir una resolución al respecto como primera instancia… aunque no se descarta que los litigios pueden extenderse hasta el tribunal de mayor rango existente en Estados Unidos.

Pero los analistas parecen coincidir: los comicios actuales no tienen los ingredientes suficientes para que la Corte Suprema decida intervenir, a diferencia de lo que ocurrió en el año 2000, cuando el máximo tribunal tomó protagonismo en la elección de George W. Bush contra Al Gore.

Lo único que queda claro, de momento, es que el camino será largo y espinoso. Tanto republicanos como demócratas han reunido un ejército de abogados destacados para defender los resultados electorales.

 

 

¿Cuándo llegará el nuevo presidente de la Casa Blanca?

La Constitución de EE UU estable que el nuevo periodo presidencial comienza el 20 de enero al mediodía, fecha en la que tiene lugar la famosa ceremonia de investidura, celebrada en la capital del país, Washington DC; en la que el presidente y vicepresidnete electos juran ante un juez de la Corte Suprema. @mundiario  

Joe Biden ganó las elecciones en EE UU: ¿Qué sigue ahora?