La justicia ecuatoriana solicita la captura internacional de Rafael Correa

Rafael Correa, expresidente  de Ecuador. / Telemetro
Rafael Correa, expresidente de Ecuador. / Telemetro
La Interpol tendrá la misión de arrestar al expresidente ecuatoriano que fue condenado por un caso de corrupción. Actualmente se encuentra como asilado en Bélgica. 
La justicia ecuatoriana solicita la captura internacional de Rafael Correa

La situación judicial de Rafael Correa se vuelve a complicar. La Justicia ecuatoriana solicitó a la Interpol que capture al expresidente, quien reside como asilado político en Bélgica, con el objetivo de que cumpla su condena de ocho años por un caso de corrupción. Actualmente, dos excolaboradores de Correa (Jorge Glas, exvicepresidente, y el exsecretario jurídico de presidencia, Alexis Mera) se encuentran en prisión, mientras que los demás están como prófugos por las autoridades. 

Según El País, la tesis de la fiscalía ecuatoriana es que Correa sería parte de una red criminal que hacía aportes de campaña al partido Alianza PAIS a cambio de obtener contratos públicos durante su administración. En este tema, al cual se le denominó como el caso Sobornos, están implicados cerca de 20 personas, de los cuales 15 ya recibieron alguna pena. 

No solo Correa será clasificado con la difusión roja, sino sus exministros Walter Solís -prófugo en Estados Unidos-, María de los Ángeles Duarte -refugiada en la residencia del embajador argentino en Quito- y Vinicio Alvarado -prófugo en Venezuela-, además de los exparlamentarios Viviana Bonilla – en paradero desconocido- y Christian Viteri -también en Venezuela-. 

Sin embargo, la justicia ecuatoriana deberá hilar fino para no sufrir un nuevo revés. El citado medio español recuerda que "la Interpol ya rechazó en diciembre de 2018 otro pedido de Quito para capturar a Correa, quien reside en Bélgica desde que dejó el poder en 2017". Ahora han empleado el argumento de que “existe sentencia condenatoria debidamente ejecutoriada” y en que “hasta el momento, habiendo transcurrido 13 días (hasta el 6 de octubre de 2020) desde la fecha en que se dispusiera la localización y captura”.

Como sea, el caso Sobornos provocó que se le cerrará cualquier posibilidad a Correa para tentar una nueva candidatura a la presidencia de Ecuador. De hecho, el exmandatario buscaba nuevamente el poder tras haber roto su alianza con Lenín Moreno, quien era su socio político y su sucesor después de haber culminado su mandato. @mundiario

La justicia ecuatoriana solicita la captura internacional de Rafael Correa
Comentarios