Excluyen 30 presentaciones de anticonceptivos orales de tercera generación

Anticonceptivos orales de tercera generación con drospirenona y etinilestradiol
Anticonceptivos orales de tercera generación con drospirenona y etinilestradiol.

El 1 de agosto quedaron excluidas de la financiación del Sistema de Salud español 30 presentaciones de anticonceptivos orales de 3ª generación, con drospirenona y etinilestradiol.

Excluyen 30 presentaciones de anticonceptivos orales de tercera generación

El pasado jueves 1 de agosto quedaron excluidas de la financiación del Sistema Nacional de Salud español 30 presentaciones de anticonceptivos orales de tercera generación, con drospirenona y etinilestradiol, de los medicamentos Dretine, Dretinelle, Drosure, Drosurelle, Drosiane, Drosianelle, Liofora y Yira,  que pertenecen al grupo terapéutico de combinaciones fijas de estrógenos y progestágenos.

Estos medicamentos han quedado eliminados de la financiación pública, limitando la posibilidad de prescribir y dispensar estos fármacos, es decir, ni pueden prescribirse ni pueden dispensarse con cargo al Sistema Nacional de Salud desde el día 1 de agosto de 2013.

Dichos anticonceptivos orales con un precio cercano a los 10 euros por mes, habían sido incluidos en la financiación pública en su mayoría en el año 2011, facilitando así a la mujer el acceso a una anticoncepción de última generación, con independencia de sus recursos económicos.

Esta exclusión de la financiación va a generar nuevas desigualdades, en este caso en salud sexual y reproductiva, ya que las usuarias podrían dejar de tomar estos anticonceptivos por dos motivos, el primero es que desde el jueves 1 de agosto, ha pasado a costarles prácticamente el doble a algunas y a otras la totalidad. Y el segundo es que al salir de la financiación pública los anticonceptivos desfinanciados probablemente suban su precio, perjudicando a las mujeres más desfavorecidas económicamente.

Estamos ante un nuevo recorte social, una nueva desigualdad en salud marcada de nuevo por el poder adquisitivo, porque las autoridades sanitarias anteponen una decisión económica a los intereses en salud de las mujeres. Medida que lleva a que aquellas mujeres que deseen comprimidos más modernos, los de tercera generación, si su economía no se lo permite, no podrán utilizarlos.

 

Excluyen 30 presentaciones de anticonceptivos orales de tercera generación
Comentarios