Italia pide tomar medidas ya y el BCE rebaja los tipos al mínimo histórico del 0,50%

Críticas a Rajoy en su propio partido. La líder madrileña del PP, Esperanza Aguirre, recuerda que sí hay alternativa: “Más recortes, menos impuestos”, vino a decir en un artículo ya publicado en MUNDIARIO.
Italia pide tomar medidas ya y el BCE rebaja los tipos al mínimo histórico del 0,50%

El nuevo jefe de Gobierno de Italia, el socialdemócrata moderado Enrico Letta, lo tiene claro: “Hay que tomar medidas ya. No se puede esperar a 2014”. Parece tener un discurso bien distinto del parsimonioso presidente del Gobierno español, Mariano Rajoy, que apenas sabe hacer otra cosa que pedir paciencia a un país como el suyo con más de 6,2 millones de parados. Tal vez por eso a Rajoy le surgen críticas a Rajoy incluso en su propio partido. Ante la inquietud de los barones del PP, la líder madrileña del PP, Esperanza Aguirre, recuerda que sí hay alternativa: “Más recortes, menos impuestos”, vino a decir en un artículo ya publicado en MUNDIARIO.

El primer ministro Letta dice que "no se puede esperar al año que viene” y reclama en Bruselas una política decidida para luchar contra el paro juvenil, partiendo de que París y Roma se sienten aliados contra la austeridad, como ya avanzó también MUNDIARIO. Y por eso mismo Letta pide ante la canciller alemana, Angela Merkel, una política de crecimiento para Europa.

Mientras, algo se mueve en la titubeante Unión Europea. El BCE rebajó los tipos de interés al mínimo histórico del 0,50%. Y es que el paro, en récords históricos, y la inflación, que ha caído al 1,2%, presionaban a su presidente, Mario Draghi. El instituto emisor de la eurozona también redujo el interés de los créditos a un día del 1,5% al 1%. Tal vez por eso, la prima de riesgo marca mínimos anuales en España, animada por la rebaja de tipos. Los inversores, que ya descontaban desde hace días la medida de estímulo, se animan a las compras.

Según el diario El País, la medida adoptada por el presidente del Banco Central Europeo, Mario Draghi, era demandada por los mercados y por los países del sur de Europa, que exigen estímulos para luchar contra el paro y la recesión. Alemania pedía mantener el precio del dinero al 0,75% o subirlo. Pero fue que no. Menos mal.

Italia pide tomar medidas ya y el BCE rebaja los tipos al mínimo histórico del 0,50%
Comentarios