El Deportivo, peor que con Oltra, exige un cambio de rumbo radical

Víctor Fernández. / Mundiario
Víctor Fernández.

Si alguien no lo quiere ver es que está ciego: los coruñeses no tienen patrón de juego, están mal colocados, carecen de intensidad y si no cambian seguirán siendo goleados. 

El Deportivo, peor que con Oltra, exige un cambio de rumbo radical

Si alguien no lo quiere ver es que está ciego: los coruñeses no tienen patrón de juego, están mal colocados, carecen de intensidad y si no cambian seguirán siendo goleados.

 

Viaje a Sevilla y nueva goleada: esta vez fueron cuatro tantos en contra pero pudieron haber sido muchos más. Este Deportivo no juega a nada y, visto lo visto, hará bueno a aquel cándido equipo que dirigía José Luis Oltra hasta que fue cesado por Augusto César Lendoiro, con toda la lógica.

El equipo no tiene una defensa armada, no hay dirección en el centro del campo y carece de intensidad. La máxima de Lendoiro se ha venido abajo: para que un equipo funcione debe tener al menos un buen portero, un defensa central de referencia, un director de orquesta en el centro del campo y un buen delantero. A su lado van todos los demás, pero sin esas cuatro figuras jamás hay un buen equipo de fútbol. En el actual Deportivo hay algún buen acompañante pero faltan al menos un central de garantías -¿volverá a serlo Insua?-, un centrocampista de verdad -¡ojalá quiera serlo algún día Juan Domínguez!- y un delantero centro o al menos algo así: ¿tal vez Cabaleiro?

No es una casualidad que en estas circunstancias, el Deportivo, impotente y débil en defensa, sufriese su cuarta derrota consecutiva en la Liga de Primera División. Víctor Fernández, si le dejan, debería hacérselo ver. Sus futbolistas, también.

Sevilla (4): Beto; Coke, Nico Pareja (Krychowiak, m.84), Carriço, Tremoulinas; Mbia, Éver Banega; Deulofeu (Reyes, m.73), Denis Suárez, Vitolo; y Bacca (Iago Aspas, m.79).
Deportivo (1): Lux; Laure, Sidnei, Lopo, Luisinho; Álex Bergantiños; Juanfran, Medunjanin, José Rodríguez (Wilk, m.64), Luis Fariña (Cavaleiro, m.59); y Toché (Canella, m.79).
Goles: 1-0, M.24: Mbia. 1-1, M.31: Medunjanin. 2-1, M.39: Bacca. 3-1, M.57: Mbia. 4-1, M.63: Vitolo.
Árbitro: Jesús Gil Manzano (Extremeño). Amonestó a los jugadores locales Mbia (m.08) y Coke (m.30) y a los visitantes Lux (m.68) y Wilk (m.77).

 

El Deportivo, peor que con Oltra, exige un cambio de rumbo radical
Comentarios