Buscar

Un incendio acabó con la vida de 62 personas en Portugal

Pedrógão Grande es el epicentro de un incendio forestal que ha acabado con la vida de varias personas y ha dejado un gran saldo de heridos.

Un incendio acabó con la vida de 62 personas en Portugal
Incendio en Pedrógão Grande. / Twitter.
Incendio en Pedrógão Grande. / Twitter.

Firma

Valeria M. Rivera Rosas

Valeria M. Rivera Rosas

Licenciada en Comunicación Social, mención Periodismo Impreso. Graduada de la Universidad Privada Dr. Rafael Belloso Chacín de Venezuela. Escribe en MUNDIARIO, donde es coordinadora general. Twitter: @mundiario

Al menos 62 personas han muerto desde el pasado sábado, cuando inició el fatídico incendio forestal que está arrasando en el municipio Pedrógão Grande, ubicado en la zona central de Portugal. Además de las pérdidas lamentables, el secretario de Estado de Interior, Jorge Gomes, informó que hay otras 62 personas heridas de gravedad. Por su parte, el primer ministro, António Costa comunicó que, "Estamos ante la mayor tragedia de víctimas humanas de los últimos tiempos por un siniestro de este tipo".

El caso que está consternando al mundo continúa su paso por las tierras lusas, dos días después de que haya iniciado todo el desastre forestal. Gran parte de las víctimas murieron atrapadas en sus coches que quedaron atrapados en medio de las carreteras por culpa del incendio.

 

 

La humedad es del 0%, ya no circulan los animales por zona y el canto de las aves no se ha vuelto a escuchar. El primer ministro declaró tres días de luto y ha subrayo la necesidad de estudiar lo que sucedió con mucho cuidado y detenimiento para poder evitar que ese tipo de situaciones se repitan.

Según las declaraciones de Gomes, los bomberos acudieron con rapidez, pero el avance de las llamas ha sido incontrolable. Entre las víctimas que se encuentran en estado grave, se encuentran tres bomberos que acudieron para detener las llamaradas y un niño. Por su parte, el Gobierno desplegó a un gran equipo de psicólogos para que atiendan a todos los supervivientes que se encuentren en estado de shock o hayan perdido a un ser querido.

Más de 1.000 efectivos provenientes de Lisboa, Setúbal y Coimbra fueron desplegados en Pedrógão Grande para poder luchar contra el fuego a través de todos los frentes. Hasta ahora, el poder de las llamas está siendo difícil de extinguir y continúan su avance por las sierras, mientras los equipos especiales tratan de contenerlo.