Buscar

Los científicos descubrieron cómo hacer sangre

Dos nuevas investigaciones comprueban que es posible crear sangre partiendo de las células madre.

Los científicos descubrieron cómo hacer sangre
Prueba de sangre de un laboratorio. / Pixabay.
Prueba de sangre de un laboratorio. / Pixabay.

Firma

Valeria M. Rivera Rosas

Valeria M. Rivera Rosas

Licenciada en Comunicación Social, mención Periodismo Impreso. Graduada de la Universidad Privada Dr. Rafael Belloso Chacín de Venezuela. Escribe en MUNDIARIO, donde es coordinadora general. Twitter: @mundiario

Dos equipos de investigadores han dado un gran paso en los campos científicos y sanitarios al poder crear sangre a partir de las células madre. El engorroso proceso consistió en trasladar las células humanas hasta la médula ósea de los ratones; y según los expertos, la investigación podrá ser ampliamente utilizada para la creación de nuevos medicamentos y el tratamiento de enfermedades como la leucemia.

Los equipos pertenecen al Hospital Infantil de Boston y al Weill Cornell Medicine de Nueva York. Los equipos idearon una estrategia para poder localizar a las células madres que son capaces de generar células sanguíneas y que terminan constituyendo nuestro sistema inmunológico. La búsqueda no es nueva, pero si es la primera vez que unos científicos logran dar con el tesoro escondido, dando el gran paso hacia la creación de la sangre.

Las células madres son capaces de generar linfocitos que recorren nuestras venas y ayudan a que sobrevivamos a distintas enfermedades. A su vez, las células madre se encuentran en la médula ósea y literalmente de allí, es de donde deriva toda nuestra materia biológica y el código genético que llevamos desde el momento en que nacemos.

Los trabajos presentados en Nature, desvelan el alcance e implicaciones que pueden tener para la humanidad. Crear células sanguíneas en el laboratorio abre muchas puertas a la creación de nuevas y poderosas terapias celulares. Pero también existen ciertos obstáculos que pueden ser peligrosos, como la aparición del cáncer. Solo uno de los estudio entreabrió dicha posibilidad, pero los expertos opinan que es muy ambiguo ya que el tiempo en que las células fueron probadas en ratones fue solo de 20 semanas, que es muy poco tiempo. Por lo que se espera, que realicen estudios más largos y en otras especies para vigilar la posible aparición del cáncer por culpa del método.

Los científicos celebran el increíble método. Pero no dejan de ser cuidadosos y verán con recelo las capacidades positivas y negativas que llegarán con futuros experimentos. La inyección de las células de una manera segura, es decir, sin que haya posibilidades de que la persona se infecte; es el próximo paso técnico que los investigadores prevén mejorar para poder avanzar en el campo médico.