Buscar

El Ártico está acumulando altos niveles de plástico

La basura acumulada, proveniente de EE UU y de Europa, está siendo arrastrada por la corriente hasta los mares del Ártico.

El Ártico está acumulando altos niveles de plástico
Foto de los materiales encontrados en el océano del Ártico. / Andrés Cózar.
Foto de los materiales encontrados en el océano del Ártico. / Andrés Cózar.

Firma

Valeria M. Rivera Rosas

Valeria M. Rivera Rosas

Licenciada en Comunicación Social, mención Periodismo Impreso. Graduada de la Universidad Privada Dr. Rafael Belloso Chacín de Venezuela. Escribe en MUNDIARIO.

Un estudio publicado en Science Advances, ha demostrado que la corriente del mar está arrastrando residuos de plástico provenientes de Europa y los EE UU, hasta el Ártico. El estudio fue dirigido por un equipo científico perteneciente a la Universidad de Cádiz en España y en conjunto con otras instituciones, advierten que las toneladas de basura plástica- juguetes, botellas, bolsas o redes de pesca- están terminando en los mares de Groenlandia y de Barents.

Los investigadores aseguran que la corriente marítima está arrastrando muchos pedazos de plástico desde el norte del Atlántico y termina depositando todos los residuos en las banquisas y muy probablemente, en el suelo marítimo. La investigación establece que, pueden ser entre 100 y 1.200 toneladas de plástico, las que se encuentran a la deriva en los mares del Ártico, y señalan que los trozos de plástico pueden superar los 300.000 millones.

Toda la concentración de plástico en el Ártico, significaría tan solo el 3% de la contaminación que existe en los océanos del mundo. Pero aun así, los investigadores explican que, con ese porcentaje ha sido suficiente para que la concentración de plástico iguale la media de otras áreas afectadas del mundo.

En el mapa, ubicación y concentración de los residuos plásticos. El área blanca muestra la extensión del casquete polar en agosto de 2013 y en verde los giros oceánicos

En el mapa: ubicación y concentración de los residuos plásticos. El área blanca muestra la extensión del casquete polar en agosto de 2013 y en verde los giros oceánicos. / Andrés Cózar.

 

Según pudieron verificar, el 95% de la contaminación se concentra en los mares de Groenlandia y de Barents, una zona cercana a Rusia y Noruega. Los investigadores aseguran que el plástico llega por "la circulación termohalina, la corriente que redistribuye el calor de los trópicos a latitudes más elevadas". La circulación está afectando a todo el planeta y está llevando las aguas cálidas, y contaminadas, del Atlántico hasta el Ártico.

Finalmente, para comprobar la procedencia de la basura, los científicos tomaron en cuenta varios factores, como la ubicación de la zona, las sociedades más cercanas y el poco tráfico marino que concurre el lugar. Pudieron terminar de dar con las pruebas fehacientes, cuando utilizaron unas boyas que siguieron vía satélite y que soltaron en el Atlántico. Las boyas recorrieron todo su camino hasta el Ártico, en donde estaba acabando todo el plástico. Así, comprobaron que las basura provenía de lugares muy lejanos y es la responsabilidad de varias sociedades y sus gobiernos. Erik van Sebille, oceanógrafo del Imperial College de Londres, apuntó en la investigación que, "Lo preocupante es que gran parte del plástico flotante encontrado en los mares de Groenlandia y Barents proviene de las costas del Noroeste de Europa, Reino Unido o la costa este de Estados Unidos. Es nuestra basura la que acaba allí".