Buscar

La hibernación de Tornarratos: gracias y hasta la vuelta

La Antártida, el gran laboratorio de la Humanidad, buen sitio para reflexionar sobre los problemas de nuestra sociedad, saliendo del ombligo.

La hibernación de Tornarratos: gracias y hasta la vuelta
Antártida. / José Luis Lorenzo Colón
Antártida. / José Luis Lorenzo Colón

Firma

Valentín Carrera

Valentín Carrera

Escritor y periodista. Columnista de MUNDIARIO, donde publicó las secciones Daily Tornarratos y @Tornarratos, blog de crítica constructiva. También es analista en la Radio Galega y dirige las editoriales eBooksBierzo y Paradiso_Gutenberg. Su último libro, la investigación de urgencia 'Pescanova Crimen Perfecto'. Autor de #HorizonteAntártida

El 1 de junio de 2011 echó a andar, desde la acampada del 15M en la plaza del Obradoiro, Tornarratos, blog de crítica constructiva desde la periferia, que he tenido el gusto de compartir durante estos cinco años con cientos de lectoras y lectores, algunos fieles y constantes: he sentido el calor de este apoyo sin complacencia.

En estos cinco años, el blog Tornarratos ha tenido amplia difusión a través de todas sus “antenas”: Galicia Confidencial, la primera casa que nos acogió; El Semanal Digital, ahora ES.Diario; MUNDIARIO, Galicia Dixital, TVG (Foro Aberto, Bós días y Área Pública), Radio Galega (Galicia por diante, A Crónica); Es.Radio, La Nueva Crónica; y alguna colaboración esporádica en Infolibre, Público y otros medios, todo ello además en Facebook, Twitter y Paper-Li. Gracias a Xurxo Salgado, Antonio Beaumont y Ana I. Martín, José Luis Gómez; a la Dirección y área de informativos de CRTVG, en especial a Luis Ojea, Kiko Novoa, Xavier Ares, Marta Darriba, Fran Iglesias, Carlos F. Amado y Susana L. Carbia; a Xulio Xiz, David Rubio, Manuel Rico, Ana Pardo de Vera, Sandra Fares, Ignacio Balboa y Maite Garrido, y a todos los que me han ayudado.

En estos cinco años, el blog Tornarratos ha publicado casi trescientos artículos de análisis y actualidad, además de algunas series monográficas: #Pescanova, #Escocia y #Cataluña (como enviado especial en los referéndum de independencia y del 9N), y #MayoIraní. También forman parte del proyecto Tornarratos media docena de libros de investigación: Elecciones Municipales 2001 en Galicia; Las elecciones generales del 20N en la red; Pescanova Crimen Perfecto (2013); Mil y un tuits por amor: el auto de la Infanta Cristina en Twitter (2014); hasta el reciente Mayo Iraní: la primavera persa (2016, Editorial Libros.com; en preparación).

En estos cinco años hemos compartido procesos electorales muy intensos, desde la caída de Zapatero hasta el actual marasmo corruPPto; días de luto tras el accidente de Angrois, y hemos procurado poner el foco sobre los más débiles: afectados por los desahucios, las preferentes, el paro, inmigrantes y refugiados, y todas las víctimas colaterales de la arrogancia y ceguera del poder, en cualquiera de sus formas. “Crítica constructiva desde la periferia” significa una toma de posición personal comprometida con las causas de los Derechos Humanos, contra la pobreza y la desigualdad.

En estos cinco años, aunque he procurado evitar la ofensa o el ataque ad personam, argumento siempre nauseabundo en política, es seguro que habré cometido algún exceso: mis disculpas si alguien fue o se sintió ofendido. También he incurrido en errores de bulto en los análisis y predicciones, pero no es momento ahora de repasarlos. Lo haré en silencio, para aprender de los errores, durante el año sabático de Tornarratos que hoy comienza. Una larga ausencia fuera de España ­-no de vacaciones, sino a trabajar duro en la Expedición Científica de España a la Antártida-, me da la ocasión propicia para dejar Tornarratos en stand-by, con el propósito firme de regresar, renovado y con más ganas y energía, en otoño de 2017.

Hasta entonces, espero que en Estados Unidos Hillary Clinton derrote al racista Trump; que en España haya pronto un presidente que no haya recibido nunca sobres de la Gürtel; que en Galicia Alberto Núñez Feijóo inicie con buen pie la legislatura de la tranquilidad social y administre su éxito indiscutible sin soberbia, con amplitud de miras; le deseo también al Presidente de la Xunta una feliz paternidad, mejor si son gemelos, que está Galicia muy necesitada de savia nueva.

Ojalá en estos meses los tribunales sean capaces de resolver todos los casos de corrupción pendientes y a mi regreso no haya un solo ladrón de guante blanco por la calle; ojalá los catalanes y vascos que no están a gusto, que son muchos, encuentren su encaje en una nueva Constitución, renovando algunos pactos de la Transición caducos y obsoletos; pero si no fuera así, y la ceguera monclovita persiste, como partidario de sumar más que restar, suscribo la propuesta de federar España (incluida Cataluña) con Portugal y Andorra. Tenemos mucho que aprender de Portugal, esa pequeña balsa de piedra que muchos miran con desdén: si fuéramos portugueses, o al menos ibéricos, hubiéramos presidido durante años la Comisión Europea y ahora la ONU…

Ojalá más Europa y menos refugiados, o ninguno, y ojalá las sucias potencias y el apestoso ISIS quiten sus manos asesinas de Siria y el pueblo sirio encuentre la paz, y con Siria todos los países de Oriente Medio y Próximo, desde Palestina a Irán, o Persia: ese espejo milenario en el que mirar nuestro propio destino.

La ocasión de ir a trabajar a la Antártida, treinta años después de mi primer viaje, me hará reflexionar sobre otros retos globales: biodiversidad, calentamiento, contaminación, investigación, ciencia. La Antártida es el gran laboratorio de la Humanidad: no solo para los científicos, también para la política y la diplomacia. Médicos sin fronteras, periodistas sin fronteras: la Antártida es un continente sin fronteras. No podía imaginar un lugar mejor para reflexionar sobre los problemas de nuestra sociedad, desde la distancia, saliendo del ombligo. Les invito a compartir esta nueva aventura en el blog #HorizonteAntártida. ¡Hasta la vuelta! @ValentinCarrera