Buscar

La Unión Europea no apura las negociaciones con Mercosur y prioriza a Japón

El potencial acuerdo entre ambos organismos lleva ya varios años en proceso de concreción sin ser totalmente alcanzado. El 20 de marzo se reunirán ambos bloques. 

La Unión Europea no apura las negociaciones con Mercosur y prioriza a Japón
Mauricio Macri preside el Mercosur. / mercosur.int
Mauricio Macri preside el Mercosur. / mercosur.int

Firma

Armando Diéguez

Armando Diéguez

Periodista guatemalteco formado en Ciencia Política y Literatura. Escribe en MUNDIARIO.

El 20 de marzo será la primera vez desde 2012 en que negociadores de la Unión Europea y de Mercosur se reúnan para buscar el avance en un acuerdo comercial que lleva años atrasado. 

Las negociaciones que la UE ha llevado a cabo con Mercosur tendrían que ser hoy capaces de resolver los puntos que han impedido hasta ahora el avance, y que se refieren sobre todo a cuestiones agrícolas, el uso de patentes, y el libre acceso de sus empresas a las licitaciones públicas de los países americanos que conforman el bloque.

Esos países son precisamente Argentina, Brasil, Paraguay, y Uruguay. Dichas naciones esperan que se alcance un acuerdo concreto, así sea en lo referente al marco político. Lamentablemente los deseos del panel latinoamericano podrían no coincidir con las prioridades actuales de los europeos, ya que la UE se encuentra muy cerca de alcanzar un acuerdo comercial con Japón. 

“Tenemos que sentarnos a negociar, creemos que hay una gran convicción de las dos partes de que este es el momento”, ha dicho la Canciller de Argentina, Susana Malcorra, durante un encuentro con periodistas en el edificio de la Cancillería. 

Es este un momento muy positivo para avanzar las negociaciones, ya que Sudamérica transita un proceso de apertura económica y de implementación de políticas liberales tras 15 años en los que predominaron gobiernos de izquierda. 

Liderando este nuevo curso se ha podido observar al Presidente argentino, Mauricio Macri, quien preside de momento el Mercosur y quien tendrá un papel muy relevante en las negociaciones con la Unión. 

“Aunque somos conscientes de que terminar todos los detalles es poco probable, queremos al menos avanzar en un acuerdo del marco político. Estamos convencidos de que tenemos oportunidades y diferencias; ahora tenemos que trabajar en áreas donde hay un mayor acuerdo para ir cerrando capítulos parciales y buscar convergencias en las áreas donde no tenemos acuerdo”, finalizó la Canciller de Argentina. 

La puja de los países latinoamericanos por acelerar las negociaciones en el terreno económico responde a la actitud de la administración estadounidense de Donald Trump, ya que los países de la región buscan fortalecer el crecimiento económico y el intercambio comercial por otras vías, y Europa se aprecia como una de ellas.