Buscar

Google podría enfrentarse a una multa de más de 1.000 millones de euros

Investigadores de la Unión Europea estudian la posibilidad de sancionar a la empresa por utilizar su posición dominante en el mercado de buscadores de Internet para favorecer a su propio sistema de venta de artículos.

Google podría enfrentarse a una multa de más de 1.000 millones de euros
Imagen de Google. / google.com
Imagen de Google. / google.com

Firma

Ibed Méndez

Ibed Méndez

Periodista venezolana licenciada en Comunicación Social, mención audiovisual. Escribe en MUNDIARIO. Twitter: @mundiario

Google se enfrenta a la Comisión Europea una vez más. Según informó este viernes el diario británico The Financial Times, el gigante tecnológico está siendo investigado por el Regulador de Competencia europeo, quien estudia multar a la firma con más de 1.000 millones de euros por abuso de posición dominante en el mercado.

Según ha dado a conocer The Guardian, Google habría manipulado los resultados de sus motores de búsqueda para favorecer a su nuevo servicio Google Shopping, el cual ofrece comparaciones de precios de productos. Los investigadores de la Comisión Europea apuntan que esta herramienta siempre aparece entre los primeros puestos debido a que el algoritmo del buscador lo favorece injustamente, lo cual ha dado pie a la posible penalización que se impondría desde Bruselas.

La multa en cuestión alcanzaría la cifra de 1.000 millones de euros, aunque la misma podría aumentar, ya que la legislación europea estipula que se penalice con un 10% de los beneficios obtenidos por la empresa en el anterior año fiscal. En el caso de la matriz de Google, Alphabet, alcanzó los 90.272 millones de dólares (84.410 millones de euros) en 2016.

Esta no es la primera vez que Google se ve en problemas con Europa. El año pasado, la compañía tuvo que pagar una multa debido a la instalación de aplicaciones preinstaladas en el sistema operativo Android. Ahora, el gigante tecnológico no solo deberá cancelar la que se perfila como una multa sin precedentes para la firma, sino que además, se verá en la obligación de modificar sus algoritmos para acabar con el tipo de prácticas relacionadas a la posición dominante, o de lo contrario, tendrán que pagar un 5% de su volumen de negocio diario por cada día de retraso.

La Comisión Europea ha multado este año a grandes firmas. Recientemente impuso una sanción a la red social Facebook por irregularidades en la compra de la plataforma WhatsApp y ha estado investigando también a Amazon, Microsoft y Apple por prácticas monopolistas o por impago de impuestos, en el caso de la compañía de Cupertino.

 

MUNDIARIO te ofrece suscribirte a otros análisis de Economía.