Buscar

El Barça afronta la Supercopa con peor equipo que la temporada pasada

El equipo de Ernesto Valverde solo incorporó, por ahora, a Deulofeu y Semedo. Regresaron de cesión Vermaelen, Munir y Samper. Parecen cerca Coutinho y Dembelé. Cerca pero a la vez lejos.

El Barça afronta la Supercopa con peor equipo que la temporada pasada
Valverde y su equipo. / @FCBarcelona_ES
Valverde y su equipo. / @FCBarcelona_ES

Firma

Yair Ruiz

Yair Ruiz

Periodista deportivo venezolano. Creador de la revista digital e impresa Magazine Gol. Escribe en MUNDIARIO.

“Cada verano el Barça tiene que reforzarse y renovarse. La gente verá jugadores que se van y nuevos fichajes (…) Llegarán nombres que ilusionan y otros que quizá no tanto”. Así lo sentenció a TV3 el presidente del FC Barcelona, Josep María Bartomeu, el mismo día de la consecución de la Copa del Rey ante el Alavés. Sin embargo, hasta ahora, ni uno ni lo otro. El conjunto catalán, de hecho, tiene peor equipo que la última temporada en la previa del partido de ida de la Supercopa de España ante el Real Madrid.

El último duelo oficial entre blaugranas y merengues fue el pasado 25 de abril en el Santiago Bernabéu, en la jornada 33 de una liga que se ponía al rojo vivo tras la victoria culé pero que al final se la llevó el Madrid.

En lo que va de mercado, el Barça solo ha oficializado dos fichajes: la recompra de Gerard Deulofeu y la adquisición del lateral derecho Nélson Semedo. Regresaron de préstamo Vermaelen y Munir, quienes parece que sobran. Samper, Aleñá y Marlon, en sala de espera. El resto, solo rumores. Primero Verratti, luego Paulinho. Ahora, con 222 millones de euros en el bolsillo, el objetivo es incorporar a Coutinho y a Dembelé, luego, reforzar la zaga con Íñigo Martínez y la cereza en el pastel sería Jean Michael Seri, mediocampista marfileño del Nice de la Ligue 1. Eso, solo rumores, nada oficial.

La partida de Neymar rumbo al PSG de Francia dejó un hueco importante en la plantilla. El brasileño formó junto a Messi y Luis Suárez uno de los tridentes más temibles que se recuerden. Solo en números, la llamada MSN anotó 364 goles y dando 211 asistencias en las tres temporadas que estuvieron juntos. Pero el brasileño era más que eso, era el hombre que lideraba al equipo culé cuando la marca se centraba en el astro argentino.

Así, sin Neymar y con lo que tiene, Ernesto Valverde tendrá que armar un once inicial para sacar el mejor resultado en el Camp Nou el próximo domingo ante el eterno rival. ¿Le dará la confianza a Deulofeu para ocupar la posición de Ney? ¿Será Paco Alcácer, como con Luis Enrique?

 

MUNDIARIO te ofrece suscribirte a otros análisis de Deportes